Color y Pureza

Las esmeraldas han sido una de las piedras preciosas más buscadas durante más de 4,000 años. Muchos historiadores asocian a las esmeraldas con la reina Cleopatra, la última faraona de Egipto. Cleopatra estaba tan obsesionada con las esmeraldas que a menudo adornaba sus túnicas, joyas y coronas con ellas. Las esmeraldas son alrededor de 20 veces más raras que los diamantes y son altamente valoradas. Aunque es probable que no estés buscando una esmeralda para poner en tu corona, es posible que de todas formas desees comprar o vender una piedra preciosa de calidad. Es importante comprender los elementos que contribuyen al valor de una esmeralda antes de comprar o vender una.

IMG_20140314_0004(0) esme17      

Busca inclusiones. Las inclusiones son cualquier material (como burbujas de gas o cristales diminutos) que hayan quedado atrapados dentro de una piedra preciosa durante su formación. Casi el 99 % de esmeraldas tiene inclusiones que son visibles a simple vista o con una lupa de joyero.

  • La prevalencia de inclusiones convierte a la esmeralda en una piedra preciosa tipo 3, lo que significa que las inclusiones se pueden ver a simple vista y casi siempre están presentes.
  • Una esmeralda con inclusiones excesivas que disminuyan la transparencia o la claridad de la piedra vale menos que una esmeralda que tenga menos inclusiones.
  • Sé precavido con las inclusiones que lleguen a la superficie de la piedra preciosa, ya que pueden ocasionar que se fracture.
           

esmeralda y quarzo 2014

Examina el corte de la esmeralda. Las esmeraldas pueden ser difíciles de cortar porque la prevalencia de las inclusiones las vuelve vulnerables a las fracturas durante el proceso de corte. Las esmeraldas a menudo se cortan de una forma rectangular (conocida como "corte escalonado" o "corte esmeralda") que ayuda a que el color de la piedra se vea consistente.

  • El corte de una esmeralda debe ayudar a proteger a la piedra de posibles daños a causa del desgaste diario.
  • Un corte esmeralda de buena calidad realza el matiz, la tonalidad y la saturación de la esmeralda. Un buen corte se verá centelleante y tendrá un color deseable, mientras que un mal corte puede tener un color agradable pero verse opaco.
Comprende que las esmeraldas vienen en una variedad de tamaños. Como la mayoría de piedras preciosas, las esmeraldas pueden presentarse en una amplia variedad de tamaños, desde acentos de piedras preciosas de 0,02 a 0,5 quilates (1 mm a 5 mm o 0,04 a 0,2 pulgadas) hasta centros de piedras preciosas de 1 a 5 quilates (7 mm a 12 mm o 0,3 a 0,5 pulgadas) en anillos o collares.

esmeaqldas variaS17OK

No equivalgas solo el tamaño con el valor. Es cierto que las piedras preciosas más grandes son más valiosas que las piedras más pequeñas. Sin embargo, la calidad es tan importante como el tamaño, y es más probable que las esmeraldas más grandes tengan inclusiones grandes o visibles que pueden afectar la claridad. Es más probable que una piedra preciosa más pequeña de mayor calidad tenga más valor que una piedra preciosa más grande de una calidad más baja. Adicionalmente, el color de una piedra tiene un impacto significativo en su valor.

Comprende la importancia del color. Las esmeraldas vienen en un rango de colores. El color es uno de los factores más importantes para determinar el valor de una esmeralda. La diferencia en el color de las esmeraldas se debe a las diferentes cantidades de cromo, vanadio y hierro en el entorno en el que se formaron. El color puede subdividirse en las categorías de matiz, tonalidad y saturación.

Identifica el matiz de una esmeralda. El matiz es probablemente en lo que piensas cuando escuchas la palabra "color". El matiz de una esmeralda es su tipo específico de verde.

  • Los matices de esmeralda pueden ir desde verde azulado a un verde más amarillento.
  • Por ejemplo, las esmeraldas zambianas se caracterizan por sus verdes profundamente azulados, mientras que las esmeraldas brasileñas y colombianas a menudo adoptan un matiz verde intenso y puro.

Observa la tonalidad de una esmeralda. La tonalidad se refiere a cuán claro u oscuro es el color de una esmeralda. Las esmeraldas pueden ir desde un verde muy claro a un verde muy oscuro. La asociación de la tonalidad con el valor es un poco complicada. Las esmeraldas más oscuras a menudo se consideran más valiosas, pero si una esmeralda se vuelve demasiado oscura, se vuelve menos valiosa.

  • Las esmeraldas con tonalidades de medianas a medianas oscuras son las esmeraldas más valiosas en el mercado.
  • Las esmeraldas con tonalidades verde puro o verde azulado son las más deseadas, en parte porque las esmeraldas color verde azulado están asociadas con una mina de piedras preciosas muy famosa y altamente estimada en Colombia llamada la mina Muzo.
  • Sé consciente de que es posible que las esmeraldas que sean demasiado amarillas o demasiado azules no se consideren esmeraldas verdaderas y, por lo tanto, sean mucho menos valiosas.
Minero con esme_0002(0)

Evalúa la saturación de una esmeralda. La saturación está vinculada a la transparencia de la piedra preciosa. Las esmeraldas con una saturación alta (lo que significa que son altamente transparentes) son más valiosas que las esmeraldas con una saturación baja.

  • La saturación puede estar vinculada tanto a la inclusión como a la tonalidad; las piedras preciosas muy incluidas pueden parecer menos transparentes. De forma similar, las esmeraldas muy oscuras no absorben mucha luz, así que parecen más opacas que las esmeraldas más claras.

dia de la madre con logo